6 pasos clave para tener éxito en una campaña de marketing

Hacer una campaña de marketing no es difícil. Hacerla bien sí que lo es. Seas una gran empresa o un pequeño negocio, conviene seguir una serie de pasos cuando se quiere lanzar una campaña de marketing ya que los procesos y la organización son claves.

A continuación se enumeran los 6 pasos clave para tener éxito en una campaña de marketing:

  1. Definir bien el objetivo será fundamental para evaluar si se ha tenido éxito. Por ejemplo se pueden medir ventas incrementales de un producto, activar una promoción o menciones en redes sociales. 
  2. Que la historia que se cuenta se entienda y que esté adeacuada al público objetivo.
  3. La creatividad (fotos, textos, videos) deben ser bonitos y con mucho gancho visual.
  4. La planificación es muy importante.  Cúando publicar, avisar al equipo de ventas o informar a atención al cliente son tareas que no deben olvidarse.
  5. Ejecuta con perfección. Hay que estar pendiente de todos los detalles durante la ejecución y supervisar posibles obstáculos de última hora.
  6. Mide y aprende. En función al objetivo definido en el paso 1, se debe evaluar si se ha conseguido o no.

Estoy seguro que más de una vez alguna idea brillante no ha podido ser ejecutada por no seguir los pasos básicos.

Facebook compra WhatsApp para que estemos más conectados

Messaging Apps - World Map

Messaging Apps fragmentation – World Map

Mark Zuckerberg, dueño de Facebook, anunció la compra de WhatsApp. Veo que en son muchos los blog nacionales (Marketing Directo, Geek Theory) e internacionales (Business Insider)  que valoran la compra la compra resaltando el alto precio que de la transacción. 

Yo no voy a valorar si el precio es alto o bajo (son 16.000 millones de euros), porque creo que no tengo la información suficiente para valorar esta adquisición pero sí que tengo mis comentarios:

  1. La fidelidad de los usuarios de móvil respecto a las Apps es baja. Piensa la última vez que descargaste una app, la probaste unos minutos y la desinstalaste al rato.
  2. En España, el 97% usa WhatsApp.  Es donde más penetración tiene del mundo (el segundo es Alemania con 84%).  Esto quiere decir que en otros países no se usa tanto como aquí. Por ejemplo, en EEUU tan sólo un 7% usa WhatsApp.  Mi pregunta es…¿Usarán más los americanos WhatsApp después de la compra? Creo que no.
  3. Las Apps de mensajería instantanea funcionan por redes. Es decir, si mis amigos y familia tienen WhatsApp, yo también. Hay unos «super-usuarios», llamados «nodos» que ejercen cierto poder sobre su red de contactos y su migración de una App a otra puede llegar a generar cambios importantes en el uso de las mismas. ¿Cómo se asegurará Facebook de que los «nodos» no se cambien a otras Apps en países con alta penetración de WhatsApp como España? Y por otro lado, ¿cómo harán para que mercados de baja penetración usen más WhatsApp?
  4. A Facebook le gustan los datos. Tienen una de las mayores bases de datos cuali y cuantitativas del mundo. Saben lo que nos gusta de comer, dónde vamos de vacaciones, etc. WhatsApp hasta ahora, no se quedaba los datos pero como impongan la misma política de privacidad sabemos que habrá pérdida de usuarios. Algo parecido pasó cuando Instagram fue comprada por Facebook.

Puede parecer que no tengo las ideas muy claras respecto a la operación que ha hecho Facebook y realmente es que no acabo de entender la motivación principal de la compra, por mucho que Mark explique que permitirá que todos estemos más conectados. Comparto el post de Mark Zuckerberg donde puedes conocer de primera mano más detalles sobre el futuro tanto de Facebook como de WhatsApp

Facebook Post anunciando compra de WhatsApp

Mark Zuckerberg anunciando la compra de WhatsApp

Yo por ahora seguiré usando WhatsApp principalmente por el tema de las redes. En España es popular y casi todo el mundo lo tiene. ¿Y tú, te pasas a Telegram?

13 razones para tener un blog corporativo

Todas las empresas tienen dirección postal y teléfono. Muchas tienen email.  Últimamente bastantes tienen página web e incluso perfiles en las redes sociales más conocidas pero pocas tienen un blog.

Casi todas las grandes empresas tienen web y parece que las PYMES poco a poco van publicando sus páginas con el objetivo de vender, ser encontrados cuando los clientes los buscan en Google y además sirven para explicar los productos que venden. Sin embargo, pocas creen en que tener un blog corporativo ayuda.

Pues bien, a continuación enumero varias razones por las que una empresa debería tener un blog:

  1. Publicar contenido que no tiene cabida en la página web.  
  2. Demuestra conocimiento del sector y mercados donde opera.
  3. Genera una comunicación multidireccional con clientes, dado que los blogs permiten comentarios de usuarios en los posts.
  4. Alimenta y enriquece los contenidos de social media y a la postre, puede servir como caldo de cultivo para una campaña viral.
  5. Un blog se debe actualizar a menudo y con reguralidad (no como el mío), y como sabéis, los usuarios buscan en Google cuando quieren algo y Google favorece la aparición de blogs antes que páginas webs (mejora SEO).
  6. Fidelizas al cliente escribiendo contenido relevante.
  7. Facilitas al prospecto o futuro cliente que te encuentre en los buscadores.
  8. Sirves contenido a aquellos que no están interesados en tus servicios o productos pero sí en tu marca.
  9. Está más que demostrado, los posts se comparten más en redes sociales que la web «clásica».
  10. Transmites una imagen más moderna de tu empresa
  11. Llegas a un público más amplio y depende de lo que vendas, más jóven.
  12. En muchos casos, publicar en un blog contenido es más fácil y más rápido que en una página web.
  13. Se puede medir fácilmente, analizar los resultados y tomar algunas decisiones.

Creo que el desafío más grande que se puede encontrar cuando se crea un blog corporativo es  en cómo canalizar las visitas al blog a unas mayores ventas si este es uno de los objetivos.

Maximizar un viaje de trabajo

 

Maximizar un viaje de trabajo

Los viajes de trabajo son cada día más frecuentes

Los viajes de trabajo antes eran una función que desempeñaban los directivos de las empresas y altos cargos. Sin embargo, hoy en día, el mundo es más global, viajar es mucho más barato y ahora viajan no sólo los “jefes” si no también los cargos intermedios y los especialistas de un departamento de la empresa.

A continuación se detalla cómo maximizar un viaje de trabajo en el caso concreto de una visita a una sede o delegación que se tenga en otro mercado:

El negocio
  • Principales indicadores (KPI): ingresos, ventas, gastos, financiación
  • Producto: cartera de productos, rentabilidad por producto, márgenes unitarios, márgenes netos.
  • Status de los principales proyectos tanto terminados, en curso y futuros.
Los clientes
  • Interesarse por cómo es el cliente local, qué evoluciones que ha habido desde la última reunión y tasa de abandono y motivos del mismo. Fijarse en posibles cambios en el comportamiento de los consumidores habituales.
  • Informes de cuánto se gasta cada cliente (cartera de pedidos) y demanda futura o potencial.
  • Procesos del departamento de marketing. Captación de leads, cualificación, usos de la herramienta CRM que dispongan y campañas de publicidad planeadas para las próximas semanas y meses.
  • Entender bien cuánto cuesta adquirir un cliente (conquista) y cuánto hacer que un cliente actual compre más.
Los empleados
  • Entrevistas de salida de la empresa de los últimos meses. Es importante saber por qué se marchan los empleados.
  • Revisar argumentario de ventas (a ser posible que lo haga un vendedor directamente, no el director comercial).
  • Preguntar cuánto tiempo emplean los vendedores vendiendo, viajando y planificando viajes o haciendo tareas administrativas.
  • Averiguar cuánto tiempo gastan los managers con los clientes o vendiendo; haciendo coaching y buscando nuevas oportunidades comerciales.
Sobre la competencia
  • Preguntar sobre los más recientes casos de pérdidas o ganancias de los los clientes más importantes. Es importante entender por qué se gana o se pierde una venta para poder corregir errores si es posible.
  • Saber si se planifican actividades de Mistery Shopping con algún tipo de regularidad y qué procesos se han aprendido de los competidores.
  • Investigación de mercados: ¿hay nuevos jugadores locales en el mercado? ¿Son relevantes? ¿Tienen alguna ventaja competitiva en el negocio?

El ejemplo que se acaba de detallar es muy particular (visita a una delegación ya establecida en un mercado distinto al domésitco) pero hay muchos otros tipos de viajes de trabajo, como por ejemplo los destinados a  revisar cómo están los proyectos concretos en otras partes del mismo país o del mundo (por ejemplo la apertura de una nueva fábrica), para visitar a los distribuidores, para contratar a un recursos clave en otro mercado o negociar con proveedores locales, etc.

Y tú, ¿cómo maximizas tu viaje de trabajo?

La estrategia de Disney

Disney es una máquina de hacer dinero

Disney es una máquina de hacer dinero

Cuando de primeras piensas en Disney como empresa, lo que probablemente te venga a la cabeza son películas y parques de atracciones. Sin embargo, la estrategia de Disney se expande a otros sectores.

Desde las primeras películas como Fantasía y Pinocho hasta las más digitales como Monstruos S.A., Buscando a Nemo o Cars, Disney comenzó su andadura empresarial con películas y más tarde con parques de atracciones. A lo largo de los 80 y los 90 la estrategia de Disney se concentró en desarrollar mercados mediante adquisiciones que casi duplicaron su tamaño.

A día de hoy, Disney está dividida en 4 divisiones con un entramado empresarial bastante enrevesado y numeroso:

  • Estudios: productoras, distribuidoras como Touchtone, Miramax, Buena Vista o Lucasfilm, discográficas como “Walt Disney Records”.
  • Medios de comunicación: canales de TV como ABC, Disney Channel, ESPN, Radios, portales de internet…
  • Parques de atracciones a lo largo de 3 continentes
  • Productos de consumo que venden a través de sus tiendas Retail (Disney Stores) y parques de atracciones.

La estrategia de Disney es claramente de diversificación, ya que basan el crecimiento de la empresa comprando nuevos negocios fuera de los productos y mercados que tenían en un inicio. El hecho es que empezaron haciendo películas y ahora tienen hasta tiendas físicas para vender disfraces, peluches y un sin fin de artilugios relacionados con sus películas.

La verdad que la estrategia de Disney es envidiable y es hoy en día una de las marcas más valiosas del mundo pero, ¿es la diversificación su única vía de éxito? ¡Deja tu opinión en la sección de comentarios!